Translate

martes, 23 de agosto de 2011

AEROPUERTO DE UYUNI NOTA 05

La FAB asegura la soberanía y defensa del espacio aéreo nacional en Uyuni con la:
ENTREGA DEL AEROPUERTO INTERNACIONAL
 LA JOYA ANDINA
Con una longitud de 4000 metros, cabeceras de rodaje de 140 metros, 2 plataformas de estacionamiento y tres calles de rodaje el Aeropuerto cumple con todos los requisitos de una pista internacional.

En conmemoración a los 122 años de la ciudad de Uyuni y en fiel apego al Decreto Supremo No. 29637/08, la Fuerza Aérea Boliviana afrontó el gran desafío de proyectar y ejecutar la construcción del Aeropuerto Internacional “La Joya Andina” y del Grupo Aéreo “65” “Cnl. Av. Amalia Villa de la Tapia”, cuyo fin principal es contribuir a la vertebración del territorio nacional mediante servicios de transporte aéreo; que no sólo permitirán el acceso estratégico de las exportaciones nacionales a los mercados de destino, sino también incrementar la gran afluencia turística, además de constituirse en un elemento de resguardo para la seguridad y defensa nacional.

Si bien la ejecución de la obra estuvo a cargo de la FAB, las mismas fueron financiadas con recursos de donación del programa “Bolivia Cambia, Evo Cumple”; el proyecto abarcó el análisis y evaluación de diversos factores como ser: ambiental, geológico, económico, social y estratégico, además de comprobar que Uyuni reúne características esenciales para una base aérea operacional, razón por la que inicialmente se realizó el establecimiento del Destacamento Aéreo de la Fuerza Aérea en Uyuni para sentar soberanía en esa región y aunque el aguerrido Regimiento “Loa” del Ejercito era el único cuartel de esa región del país; a partir del año 2008, un grupo de soldados e instructores de la Fuerza Aérea, formaron parte de lo que hoy es el Grupo Aéreo “95”  “Cnl. Av. Amalia Villa de la Tapia” ( primera aviadora boliviana que nació en Potosí)

El GA “65” cuenta con oficinas propias de un recinto militar, un patio de honor, campos deportivos, áreas verdes e instalaciones amplias y cómodas para los soldados que cumplen su servicio militar, tales como dormitorios, servicios higiénicos, cocina, comedor y todo lo que se requiere en este tipo de infraestructura.

La primera fase de la construcción del aeropuerto “La Joya Andina” presenta una  pista con una longitud de 4.000 metros, calles de rodaje de 140 metros, 2 plataformas de estacionamiento, una para aeronaves comerciales y otra para aeronaves militares, 3 calles de rodaje todo con pavimento flexible; asimismo una terminal de pasajeros con dos entradas.

Cabe resaltar el denodado trabajo realizado por todo el personal de la Fuerza Aérea Boliviana y de obreros, que pese a las condiciones climatológicas y adversas de la región no descansaron para concluir esta primera fase del proyecto.

La segunda fase de la construcción comprenderá la implementación de un equipo de instrumentos de aeronavegación para la infraestructura de Uyuni, consistente en la construcción de un sistema de aproximación, iluminación y comunicación, aspectos que garantizarán las operaciones de la aviación comercial y militar día y noche.

LA FAB, EXPRESIÓN PERMANENTE DEL PODER AEROESPACIAL DE BOLIVIA

Con todas esas condiciones, la Fuerza Aérea a través de esta construcción garantiza el acceso de naves pequeñas pero también modelos comerciales y naves de gran envergadura, y demuestra que no sólo asegura la soberanía y defensa del espacio aéreo nacional, sino también apoya al desarrollo integral del país.

DATOS HISTÓRICOS  (Autor: Ramiro Molina)

El 10 de noviembre de 1921, se realizó el primer vuelo de un aviador boliviano en el país, cuando el piloto Juan Mendoza voló sobre Uyuni a una altura de 500 metros en su aeronave Fíat denominada “Cobija”. En 1928, la compañía PANAGRA construyó la pista de aterrizaje para el servicio de pasajeros, carga y correo entre Bolivia y los Estados Unidos vía Pacífico. Uyuni en su época era un importante nudo ferroviario de comunicación entre Bolivia, Chile y Argentina, hoy a 3.365 metros sobre el nivel del mar se constituye en uno de los mejores sitios turísticos del mundo y aunque no contaba con un aeropuerto, un promedio de cien mil turistas por año visitan el lugar, no sólo para conocer el desierto de sal más grande del mundo con una extensión de 12 mil kilómetros cuadrados, sino también las lagunas de colores que guardan distintos minerales, las aguas termales por la actividad volcánica de la zona, además de las islas prehistóricas y los diversos paisajes que hacen de Uyuni uno de los lugares más atractivos del planeta. Uyuni tiene las reservas más grandes de litio del mundo que está ubicada en el salar donde el gobierno nacional está instalando una planta piloto de carbonato de litio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada